La Mesa de Turismo y la Alcaldía de La Paz elaboraron un documento con propuestas para trazar los lineamientos que permitan reanudar las actividades turísticas en el municipio paceño, en la etapa postcoronavirus entre junio de 2020 y marzo de 2021. (Foto: RRSS)

Jorge Castel / Bolivia Digital

La Mesa de Turismo y la Alcaldía de La Paz elaboraron un documento con propuestas para trazar los lineamientos que permitan reanudar las actividades de la denominada industria sin chimeneas en el municipio paceño, en la etapa postcoronavirus (COVID-19) entre junio de 2020 y marzo de 2021.

Como primera propuesta figura “poner en valor los principales atractivos turísticos del municipio de La Paz, tomando en cuenta las medidas de bioseguridad y control sanitario con la instalación de cámaras de desinfección y con el personal adecuado para la atención de los mismos”, se lee en el documento entregado a la Secretaría de Desarrollo Económico de la comuna.

En un segundo punto se pide gestionar ante las autoridades pertinentes del área de salud “la capacitación para el personal de hoteles, operadoras, guías y choferes del transporte turístico”.

La tercera propuesta se refiere a brindar orientación a los propietarios y/o administradores de los hoteles, cafeterías y restaurantes para la readecuación de sus instalaciones y capacidades permitidas, guardando las medidas de distanciamiento exigidas, además de la adecuación del transporte turístico disminuyendo la cantidad de pasajeros de acuerdo con normas que establezcan las autoridades competentes.

A esto se suma la otorgación de certificados de calidad y seguridad a los establecimientos, movilidades y personal que se adecúe a las normas de salubridad y seguridad y, por lo tanto, promover a La Paz como Municipio Seguro y Saludable a través de los medios masivos de comunicación a nivel nacional.

El sector también pide “coordinar con las instancias correspondientes el estricto control de los ingresos y salidas de La Paz hacia los principales lugares turísticos del departamento y otros destinos turísticos como ser Uyuni, Madidi, Yungas, Zongo, entre otros”.

Otro punto importante para los empresarios es promover “el control estricto en el Aeropuerto Internacional de El Alto y terminales terrestres de acuerdo con las medidas de control y bioseguridad, también el transporte desde el aeropuerto a la ciudad y viceversa”.

Finalmente, otro planteamiento sugiere readecuar los Centros de Información Turística a las nuevas condiciones de operación, dotando a su personal de elementos de bioseguridad y elaborar material de promoción de los servicios turísticos que fueron calificados por el municipio y autoridades de salud.

La Mesa de Turismo está conformada por representantes de la Cámara de Hotelería, Cámara Nacional de Operadores de Turismo (Canotur), la Asociación Boliviana de Agencias de Viaje y Turismo (Abavit), empresarios gastronómicos, Viceministerio de Turismo, Gobernación y la Alcaldía La Paz.

Según sus competencias, el municipio es el encargado de preparar su territorio e incentivar a la actividad privada “para encarar la difícil situación, frente a la cual hay que reaccionar con acciones que permitan promocionarlo como un municipio seguro y saludable desde el punto de vista de aplicar las medidas necesarias con los responsables del sector público y los representantes de las instituciones privadas”.

“Todavía no sabemos cuál será el impacto del COVID-19 en el turismo mundial. No obstante, debemos apoyar al sector ahora, mientras nos preparamos para que, cuando vuelva el crecimiento, sea más fuerte y sostenible. Los planes y programas de recuperación del turismo se traducirán en empleo y en crecimiento económico”, agregó el secretario general de la Organización Mundial de Turismo (OMT), Zurab Pololikashvili, en abril.