La cámara de desinfección en la cárcel de San Pedro. (Foto: Bolivia Reforma)

Bolivia Digital

El coronel Clemente Silva, director nacional de Régimen Penitenciario, indicó que solo faltan algunos detalles para presentar el borrador de un decreto supremo presidencial de indulto, que descongestionará las cárceles del país con el objetivo de precautelar la salud de los privados de libertad ante posibles contagios de coronavirus.

“Este decreto beneficiará a los sectores más vulnerables de las cárceles, como ser mujeres embarazadas, mayores de 60 años, personas con enfermedades terminales y a quienes cometieron delitos menores”, señaló.

Por disposición de los privados de libertad no se permite el ingreso de visitas a ninguna cárcel del país debido a que entre la población existe el temor de posibles contagios por COVID-19.

Silva agregó que todos los reclusos del país se encuentran en buen estado de salud y que hasta la fecha no hay sospecha de algún contagio de coronavirus, puesto que se tomaron en cuenta todas las medidas de bioseguridad.

En todas las cárceles del país hay personal médico y ambientes especializados para atender cualquier emergencia que se presente.

Por otra parte, ayer se entregaron cámaras de desinfección en las cárceles de La Paz y Sucre, en tanto que en los próximos días se dotarán ambientes en Cochabamba y Santa Cruz.

“Se prevé que estas cámaras estarán en las cárceles del resto del país. Estos equipos cuentan con un tanque con componentes químicos desinfectantes y se usan para desinfectar a todo el personal que trabaja dentro de las cárceles y los paquetes y bolsas que traen los familiares con alimentos”, manifestó.