Redacción central – Edición impresa

El vocal del Tribunal Supremo Electoral (TSE), Salvador Romero, expresó su satisfacción por la labor de la Asamblea Legislativa Plurinacional que pudo completar las vacancias de la entidad en consenso.

“Lo importante es que se haya conformado ya el Tribunal Supremo Electoral, que se realizó de manera consensuada y concertada entre las fuerzas políticas. El objetivo del Tribunal Supremo Electoral es llevar adelante las elecciones generales en las mejores condiciones posibles y asegurar elecciones limpias”, declaró al portal Urgente.bo.

El criterio de Romero, la elección de los nuevos vocales se dio en medio de los cuestionamientos que surgieron por parte de legisladoras de la bancada por Unidad Demócrata (UD) Lourdes Millares y Fernanda San Martín, quienes aseguraron que los cargos de vocales “fueron cuoteados” entre el MAS-IPSP y una facción de los Demócratas.

Millares denunció que tres de los vocales elegidos no eran parte del acuerdo político y que no se respetó el aspecto de meritocracia, es decir, los mejores y los más probos.

Fernanda San Martín dijo que en la elección de vocales al TSE se consolidó la alianza política entre el MAS-IPSP y Bolivia Dice No, liderada por Óscar Ortiz, porque le dieron la espalda a la movilización del pueblo que salió a las calles a defender su voto en octubre.