El Kremlin calificó como una medida exagerada el pedido de legisladores norteamericanos. (Foto: RT)

RT/

El portavoz de la Presidencia rusa, Dmitri Peskov, declaró que Moscú reaccionará con una “respuesta adecuada inevitable” a las medidas propuestas por un grupo de senadores demócratas de Estados Unidos (EEUU).

Peskov señaló que la imposición de las sanciones contra el presidente del país, Vladímir Putin, por parte de Washington, sería un paso equivalente a una ruptura de las relaciones entre ambas naciones.

“La imposición de sanciones contra el Jefe de Estado y contra el jefe de Rusia, repito una vez más, es una medida exagerada que es comparable a una ruptura de relaciones”, anunció Peskov. “¿Qué está dispuesta a hacer Rusia? Rusia siempre está lista y siempre hará lo que sea mejor para nuestro país”, aseguró en respuesta a una pregunta de periodistas sobre las posibles medidas recíprocas que podría tomar Moscú.

Sus comentarios tuvieron lugar después de que un grupo de senadores demócratas de EEUU presentaran formalmente un proyecto de ley que contempla una serie de nuevas medidas contra Moscú, que entrarían en vigor en caso del aumento de las tensiones entorno a Ucrania. Las sanciones afectarían al Presidente ruso, al Primer Ministro, a los jefes del Ministerio de Relaciones Exteriores y del Ministerio de Defensa, al Jefe del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas de Rusia y otros representantes del liderazgo militar.

Peskov aseguró que tales declaraciones son “un intento de presionar a Moscú” y “no contribuyen a la búsqueda adicional de soluciones mutuamente beneficiosas, no contribuyen a la formación de una atmósfera constructiva” en las negociaciones tripartitas entre Moscú y Occidente para abordar los asuntos de seguridad que se están llevando a cabo esta semana.