Pol 8 F1

 

Redacción Bolivia/Edición Impresa
En seis años —de 2014 a 2019— el gobierno del expresidente Evo Morales destinó 117.812.858 bolivianos —unos 16.927.135 dólares— para que el avión presidencial Falcon 900EX EASY FAB001 cumpla sus operaciones.

Así lo señalan los datos del Sistema Integrado de Gestión Pública (Sigep) del Ministerio de Economía y Finanzas y los presupuestos aprobados cada año desde 2014, según las publicaciones realizadas por los periódicos Página Siete (20/01/2019) y El Deber (15/12/2019).

El avión presidencial Falcon 900EX EASY FAB001 fue adquirido en julio de 2010 y reemplazó a una nave que fue empleada por los mandatarios bolivianos desde 1976, cuando fue comprado durante el gobierno de facto del exgobernante Hugo Banzer.

No obstante, no todos los jefes de Estado emplearon ese avión adquirido por el exdictador ya fallecido. En 1999, el propio Banzer reveló que el expresidente Gonzalo Sánchez de Lozada se había autoalquilado el avión que era de la Compañía Minera del Sur (Comsur), por tanto, de su propiedad.

En febrero de 2000, la Contraloría General estableció que hubo conflicto de intereses en el caso Goni-avión.

Sin embargo, el contralor Antonio Zalles Barriga, primo hermano de la esposa de Antonio Sánchez de Lozada, Lulé Campero, emitió un informe en el que se “descargó” de toda responsabilidad al expresidente Sánchez de Lozada y en cambio se identificó responsabilidad civil en el entonces ministro de la Presidencia, ‘Chacho’ Justiniano, y en otros cinco funcionarios, que deberían devolver al Estado más de 200 mil dólares.

De acuerdo con información oficial, el FAB 001 costó 30 millones de dólares.

Los datos del Sigep señalan que en 2014 se destinaron 16 millones de bolivianos para la “gestión del avión presidencial”; en 2015 la cifra se elevó a 20.372.358 bolivianos, presupuesto que se mantuvo hasta 2018. Para 2019 el monto bajó de forma leve y se ubicó en 20.322.858 bolivianos.

A la par de la llegada del FAB001, en octubre de 2010, se creó el Grupo Aéreo Presidencial, entidad que estaba al servicio del exmandatario.
El Deber señala que el Ministerio de la Presidencia tiene bajo su tuición 11 aeronaves: cinco aviones y seis helicópteros. De estas máquinas, dos fueron cedidas a la Empresa de Servicios Aéreos para asuntos de emergencia.

El ministro de la Presidencia, Yerko Núñez, dijo a El Deber que Morales “abusó” de los helicópteros para realizar viajes urbanos y que el avión presidencial lo empleó “con fines electorales”.

VIAJES

Durante su mensaje-informe al Estado, el 22 de enero de 2017, el exgobernante reveló que entre 2006 y 2016 efectuó “230 viajes internacionales a 51 países en los cuatro continentes del mundo”.

Se hizo en total 1.863 horas y 25 minutos de horas de vuelo a escala internacional.

Además, de acuerdo con la información de la Casa Militar, de la Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC) y del Ministerio de la Presidencia, Morales efectuó 5.141 viajes entre 2006 y 2016, la mayoría de ellos los hizo a Cochabamba.

Los datos son los siguientes: 1.605 viajes a Cochabamba, 846 a Santa Cruz, 525 a Oruro, 485 a Tarija, 403 a La Paz, 386 a Chuquisaca, 359 a Potosí, 336 al Beni y 196 a Pando.

“Horas de vuelo: 9.304, creo que es récord histórico mi visita a toda Bolivia”, sostuvo Morales, quien se sentía orgulloso de haber visitado 338 de 339 municipios de todo el país.
 

Antecedentes 

-El avión presidencial Falcon 900EX EASY FAB001cuenta con tres motores que tienen la capacidad de operar a 14 mil pies de altura en condiciones normales.

-Tiene una garantía de 10 mil horas de vuelo o el equivalente a 10 años de uso.