Redacción central – Edición impresa

La comunidad Siervos de María y el colegio Nuestra Señora del Socavón cumplen 14 años de solidaridad en Navidad, fecha en la que brindan atención a gente que llega del área rural, informó la impulsora de la actividad, Carmen Huarachi.

“Para nosotros lo primero es la posada, vienen desde Saqaqa norte Potosí y otras comunidades; les ofrecemos desayuno y cena del 17 al 27 de diciembre”, dijo a la ABI.

Explicó que esa actividad se originó gracias a la iniciativa del padre Bernardino Zanela, exrector del Santuario del Socavón; el hermano Juan Bautista y otros sacerdotes que llegaron a ser parte de los Siervos de María.

El acto de solidaridad con los más necesitados se realiza durante 10 días, del 17 al 27 de diciembre de cada año.

Este 2019 llegaron más de 100 personas, menos que el año anterior (170), incluso vienen con toda su familia.

El 25 de diciembre “es una jornada especial en la que se atiende a más de 1.500 personas que acuden a este albergue, donde desde las 06.00 se les da un chocolate, zapatos, ropa, alimentos y juguetes para los niños”.

Huarachi destacó el trabajo de varios grupos del Santuario del Socavón, alumnos y profesores de la unidad educativa Nuestra Señora del Socavón, el grupo Scout Capitán Ustáriz y otras personas de buena voluntad que ayudan con donativos y en la atención los 10 días.