EFE – Edición impresa

Las autoridades de Nueva Jersey (EEUU) confirmaron ayer un tiroteo en un supermercado de Jersey City. En el ataque murieron seis personas, un policía y cinco ciudadanos, entre los que estarían los dos agresores.

Durante al menos una hora sonaron los intercambios de disparos en la comunidad de Greenville de Jersey City, cerca de Nueva York, en una situación que llevó al cierre de una docena de escuelas, calles y a desalojar negocios de la localidad.

El incidente comenzó poco después del mediodía, cuando un policía resultó herido en un hombro por dos hombres. Los hechos todavía son confusos, aunque se descarta que sea un asunto vinculado con terrorismo, según medios locales.