El motorizado al fondo del precipicio. (Foto: EFE)

Bolivia

Un bus interprovincial de la empresa Trans Carrasco se precipitó al menos 150 metros y dejó como saldo preliminar 21 personas fallecidas y 15 heridas.

La tragedia ocurrió ayer por la madrugada en la ruta Cochabamba-Santa Cruz, a la altura del Cañadón, en Colomi.

Personal policial informó que el motorizado se trasladaba hasta Ivirgarzama, en el trópico, y que se desconocen las causas por las que el chofer perdió el control de su motorizado, aunque Tránsito maneja dos hipótesis: una falla mecánica o que el chofer exageró en la velocidad.

El subcomandante departamental de la Policía, coronel Jhony Corrales, indicó que el accidente ocurrió a las 00.30 en el kilómetro 72 y que los heridos fueron trasladados a centros médicos de Colomi y Sacaba.

Preliminarmente se conoció que el motorizado partió de Cochabamba con 52 pasajeros.

Auxilio inmediato

Los gritos desesperados de ayuda por parte de los sobrevivientes fueron escuchados por personas que circulaban en sus vehículos por dicha carretera, y sin pensarlo dos veces bajaron hasta el fondo del precipicio para rescatar a los heridos.

Utilizaron sogas, frazadas y otros elementos para sacar a niños, mujeres y adultos.

Personal de Bomberos llegó al lugar del siniestro para recuperar los cadáveres trasladarlos a la morgue, donde se realizan las autopsias.

Pese a las intensas labores de ayuda, se confirmó que al menos cinco cuerpos estaban debajo de los fierros, incluido el de una niña de cinco años.

“Le hemos dicho al chofer que baje la velocidad, pero no nos hizo caso, seguía corriendo”, indicó una sobreviviente.

LinkedIn