405059_10151290069703120_1904313854_n

 

Redacción central

Fundado en 1938, Pando es el departamento más joven de Bolivia. Su geografía selvática y su histórico aislamiento del resto del país incidieron también en que hasta hoy sea el menos poblado y que su historia y cultura se desarrollen de un modo relativamente independiente. 

Sobre su historia precolombina y colonial poco se sabe, salvo que su territorio fue ocupado por pueblos nómadas que no alcanzaron un desarrollo civilizatorio mayor.  Durante la Colonia y la República, fueron pocos los exploradores que se adentraron en su territorio y escasos los asentamientos humanos. Esto no impide, sin embargo,  que el territorio cuente con sitios arqueológicos de relevancia como La Fortaleza Victoria, en la que se encuentran vestigios cerámicos.

La fundación de Pando en pleno siglo XX se debe a la lucha en defensa del territorio nacional ante la intención de Brasil de adueñarse de los bosques amazónicos, intentos rechazados en la Batalla de Bahía, el 11 de octubre de 1902, en el marco de la  Guerra del Acre (1899-1903), principalmente por el auge de la goma.

Al aislamiento y a los conflictos bélicos sobrevivieron varios grupos étnicos como los toromonas, los pacahuaras, los machicangas y otras tribus selvícolas que mantienen hasta hoy sus usos y costumbres selváticas.

En la capital de Pando, Cobija, la Perla del Acre, se asentó desde el siglo XIX una población mestiza que, acaso por la similitud de modos de vida, fue cultivando una cultura muy parecida a la cruceña, hecho que hoy puede evidenciarse en la celebración del Carnaval y en que compartan expresiones como el taquirari, una literatura tradicionalista y un estilo pictórico de vivos colores. En literatura, arte y otras manifestaciones,  Pando avanza a paso firme con el surgimiento de instituciones como la Universidad Amazónica de Pando y asociaciones de artistas y escritores. 

En cuanto a turismo debe decirse que además de su enorme riqueza natural, el departamento ofrece una gastronomía ampliamente variada sobre la base de la piscicultura, la ganadería y la vegetación de la zona.