Las tres pacientes salen del centro de aislamiento en medio de aplausos. (Foto. Alcaldía de Pailón).

Santa Cruz/ Periódico Bolivia

Con pasos lentos y lágrimas en los ojos, salió primero Martina Bautista Condori, tras ella sus hijas Yobana (27) e Idonia Pacara Bautista (32): abandonaban el albergue para pacientes de coronavirus en el municipio cruceño de Pailón. Las tres son las primeras recuperadas de esta enfermedad en el municipio, salen del aislamiento luego de 25 días. Su recuperación fue festejada por los profesionales de salud que las atendieron y por el alcalde de Pailón, Marcial Cruz. Todos la despidieron con globos y aplausos.

Sin embargo, al margen de este final feliz, esta familia enfrentó momentos muy difíciles. Como si la enfermedad se ensañara con ellos, todos los integrantes del clan dieron positivo a este virus. A finales de abril el primero en presentar síntomas fue el padre de familia, Benito Pacara, quien tuvo que ser trasladado a internación a la capital cruceña, pero su salud empeoró y llegó a terapia intensiva. El 19 de mayo, mientras el resto de la familia aún estaba internada por el virus, llegó uno de los peores comunicados: «Lamentamos anunciar el fallecimiento de don Benito”.

Dos integrantes de esta familia, uno de los hijos y la esposa de este, aún luchan por su vida. Aunque están separados por más de 50 kilómetros: Ella está en Pailón y él en un centro médico de la ciudad de Santa Cruz.

«Esta familia ha estado aislada viviendo días duros porque no es fácil estar fuera de su casa”, manifestó la doctora Rosmery Adorno, directora del Centro de Salud Pailón, por parte del Servicio Departamental de Salud (Sedes).

Casos en Pailón

El último reporte del Sedes sitúa a Pailón como municipio de riesgo alto con 17 positivos (13 activos, 3 recuperados, y 1 fallecido), de los cuales 11 son femeninos y 6 masculinos.